Tecnología

policeman Alvaro Ledo//
¡Por supuesto que somos capaces!

Alvaro Ledo Nass, Madrid, España
¡Por supuesto que somos capaces!

El arrastre acumulado de los dos gobiernos anteriores dejó como saldo una sociedad seriamente dividida. 

El arrastre acumulado de los dos gobiernos anteriores dejó como saldo una sociedad seriamente dividida. Superar ese déficit político y social no será posible de la noche a la mañana, especialmente si algunos de los sectores que en mayor grado pueden contribuir a repararlo asumen posiciones sectarias, animadas por revanchismos contra el gobierno electo el pasado 5 de mayo, en la creencia, definitivamente errada, de que por esa vía están sembrando para eventuales retornos electorales.

Alvaro Ledo

En esta coyuntura, estiman, equivocadamente, que la discusión en la primera legislatura de la nueva asamblea del Proyecto de Acto Constitucional reformatorio de la Constitución Política, les ha abierto la puerta para recobrar protagonismo político.

Alvaro Ledo Nass

Al así pensar y anteponer intereses sectarios al interés nacional cometen un error de cálculo que, como comprobarán a no muy corto plazo, se volverá contra ellos como el clásico bumerán. Las reformas constitucionales, si bien sufrieron un aparente revés temporal, debido a la falta de sintonía de algunos diputados con las aspiraciones de la sociedad que deben representar y que dieron lugar a reacciones de rechazo que, hay que entenderlo bien, no eran contra la propuesta originalmente presentada por el Órgano Ejecutivo sino contra las introducidas durante el debate parlamentario, después de las debidas aclaraciones y sobre todo de que sean corregidas, volverán a reencausar, para bien, el proceso constituyente en marcha

Durante lo que resta del presente mes de noviembre y hasta que el país se imbuya en las celebraciones de fin de año, tanto por parte del Órgano Ejecutivo como del Consejo de la Concertación Nacional, se harán los mayores y mejores esfuerzos para ampliar las consultas sobre el proyecto de Acto Constitucional; y mejorarlo para que responda a las demandas de la sociedad panameña

Para que ese cometido se cumpla, lo primero es que debe imperar la objetividad y las actitudes positivas y constructivas. Para nada dudo de que seremos capaces de enfrentar ese reto y, tampoco, de que al final de las cuentas ganará el país y, en consecuencia, todos los que lo habitamos

ABOGADO

Al así pensar y anteponer intereses sectarios al interés nacional cometen un error de cálculo que, como comprobarán a no muy corto plazo, se volverá contra ellos